EL VIAJE DEL HEROE “CONOCERCE A SI MISMO II”



En días pasados me refería en el articulo el “El Viaje del Héroe – Conocerse a Si Mismo” como el gran reto que tiene el hombre para poder alcanzar la unidad, para poder transcender. Hasta hace algunos años consideraba que la vida se limitaba a cumplir con unas reglas religiosas, familiares y sociales aprendidas; reglas que había que tratar de cumplir de la mejor manera (Vivía en la Ley) así estuviesen en contra de mis propios intereses y deseos, “Vivía desde afuera”. Vivir desde el exterior me permitía buscar la aceptación de otros, imposibilitando a asumir las riendas de mi vida como único responsable de la misma y de lo que había construido hasta ese momento.  En algún momento desperté y no fue gracias al azar, si no gracias al tedio que me envolvía de vivir una vida tan pobre (Desde afuera); tedio  que  me permitió empezar a cuestionarme y encontrar el camino para orar  a Dios y pedirle  que me concediera la Sabiduría que requería mi vida.
Vivir por uno mismo (Interior) es otro cuento, pero como lograrlo era mi gran pregunta en un principio, ya que las costumbres aprendidas no eran contrarias a mi naturaleza e inteligencia, hay que honrar y amar a Dios sobre todas las cosas (Me es familiar y lo acepto con agrado, esto para mí es como el mejor postre (Mágico) que se me ha puesto en la mesa, otros le pueden dar otro nombre, pero para mí no cambia lo esencial de Él, de Dios). Amar a la familia, a los amigos, a todos los seres, facilísimo, no me gusta vivir en el odio, vivir el amor es de todo mi gusto, es más fácil,  así que siempre trato de ir rápidamente allí, y  sobre las reglas  sociales, por convicción vale la pena aplicarlas: no se debe robar, no matar, no desear la mujer del próximo…,  hay que ser respetuoso, pagar los impuestos, vale la pena servir a un hermano, etc.
Entonces como vivir desde adentro, EL AMOR me mostró el camino. Así es, camino que me invito a CONOCER MI SER; Para eso El AMOR dispuso para que llegaran a mi vida hechos que se entrelazaban, maestros, libros, experiencias propias y de seres que llegaron a mi vida con diferentes propósitos, así como  todo el conocimiento acumulado por la humanidad hasta hoy, y al cual puedo acceder con gran facilidad gracias por ejemplo al Internet.  Pssssss: ¡Hola! Soy Yo, el AMOR, ¿estas ahí?, estas atento a lo dicho por este medio  hasta aquí (Te hablo por medio del articulo de este Blog), si lo estas reconocerás que esta es la invitación que te extiendo por medio para que tu también despiertes y camines hacia tu propio ser, al Amor, a tu esencia, a tu naturaleza.
Te explico entonces como “CONOCER TU SER”, primeramente hay que aclarar que nuestro verdadero “YO” no es ninguno de los cuerpos que lo conforman (El Cuerpo Mental, El Cuerpo Astral y El Cuerpo Físico, los tres forman nuestra personalidad). No hay que confundir al traje que nos ponemos para vestirnos, con la persona que se viste. Nuestro Ser Superior, recibe el nombre de “Espíritu”, es una Entidad de tal Luminosidad y Belleza que difícilmente, debido a Su altísimo estado de vibración, puede descender a los planos más densos de la creación y experimentar allí, o manifestarse plenamente con todo su poder y gloria. Ese es uno de los propósitos o misterios de la Vida del Hombre. Manifestar toda Su Gloria como hijo de Dios en el plano físico y a través de un cuerpo denso. Cuando se alcanza tal supremo estado de manifestación, entonces “REDIMIMOS LA MATERIA” creando un canal perfecto de unión entre lo superior y lo inferior, entre el Cielo y la Tierra, tal es la Gran Obra.
Para conseguir este descenso en la ardua tarea de inclusión, el Espíritu se va rodeando, plano tras plano de vestiduras más densas, hasta alcanzar el último vehículo de manifestación que llamamos Cuerpo Físico. Antes se ha tenido que recubrir necesariamente de un Cuerpo Mental, y de un Cuerpo Astral. El conjunto de estos TRES CUERPOS, Mental, Astral y Físico, que corresponden a los niveles de pensamiento, emoción y actuación respectivamente, es lo que se denomina PERSONALIDAD. Así pues el hombre piensa, porque tiene un cuerpo mental, siente porque tiene un cuerpo astral y actúa porque tiene un cuerpo físico. Y mediante estos tres aspectos del Ser, el hombre evoluciona y puede experimentarse, correspondiéndole a cada uno, diferentes estadios de conciencia y percepción.
Estudiemos ahora el CUEPOR FISICO o vehículo inferior del hombre, cuerpo que hace parte de lo que llamamos “PERSONALIDAD”  (En un tercer artículo de este Blog estudiaremos los Cuerpos astral y mental, para finalmente referirnos en un último  a los cuerpos  Superiores):
EL CUERPO FÍSICO: No es necesario escribir mucho respecto a este cuerpo, porque la naturaleza corpórea y el aspecto del mismo ha sido objeto de investigaciones y tema de reflexión y discusión de los pensadores durante muchos siglos. Muchas de las conclusiones a las que han llegado son fundamentalmente correctas. Los postulados dados a continuación pueden servir como orientaciones reflexivas:
Todos nosotros tenemos una FORMA y mediante esa forma hacemos cosas en la vida. El Cuerpo Físico tiene 5 sentidos, y mediante ellos el ser interno percibe la vida física. Todas las relaciones del hombre con el mundo están ligadas a los cinco sentidos. Por esa razón se afana en aprovechar al máximo sus posibilidades y, sobre todo multiplicar las sensaciones sensorias, algunas son más o menos necesarias, más o menos intensas. Pero a medida que el hombre va evolucionando espiritualmente, van apareciendo para su conciencia otros sentidos, sensibilizándose en otros aspectos más elevados, y más placenteros. Si bien es cierto e importante recordar que las percepciones basadas en los cinco sentidos tiene un límite, un tope natural, como lo tiene cualquier instrumento creado. El querer amplificarlos con métodos artificiales como las drogas o cualquier estimulante artificial, no hace más que embrutecer al hombre. 
El hombre en su naturaleza corpórea, es una totalidad, una UNIDAD. Dicha totalidad está subdividida en muchas partes y organismos. Estas innumerables subdivisiones, sin embargo, actúan en forma unida, siendo el cuerpo un todo correlacionado. Dentro de nosotros también tenemos LOS CINCO ELEMENTOS, que son: 1. LA MATERIA: o elemento TIERRA (la piel, las uñas, los huesos, el cabello);  2- EL AGUA (en forma de sangre y secreciones);  3- EL FUEGO (el calor que tenemos en nosotros); 4- EL AIRE (nuestra actividad respiratoria) y 5- EL ÉTER  (un aspecto del ESPACIO dentro de nosotros).
Profundicemos un poco más sobre el cuerpo Etérico que es el que menos conocemos: Los nombres más utilizados para este cuerpo son: Cuerpo etérico, cuerpo sutil, doble etéreo, cuerpo vital, etc. El nombre de DOBLE ETÉREO expresa exactamente la naturaleza y constitución de la parte más sutil del cuerpo físico. Como veremos a continuación, el cuerpo etérico está íntimamente relacionado con el cuerpo físico denso, siendo el cuerpo etérico su parte más sutil, pero dentro del Plano físico.
La ciencia física moderna afirma que todo cambio corporal, ya sea en los músculos, en las células o en los nervios, está acompañado por una acción ELÉCTRICA; y esto es probablemente la verdad hasta en los cambios químicos que consecuentemente tiene lugar dentro de cualquier organismo. De esto se tiene amplio testimonio obtenido por cuidadosas observaciones con los galvanómetros más delicados. DONDE QUIERA QUE OCURRA LA ACCIÓN ELÉCTRICA, EL ÉTER TIENE QUE ESTAR PRESENTE, de modo, que la presencia de la corriente implica la del éter, que compenetra a todo y a todo envuelve; ninguna partícula de materia física se halla en contacto con otra (TE INVITO PARA QUE VEAS LA PELICULA “Y TU QUE SABES” DE FISICA CUANTICA), sino que cada una flota en una atmósfera de éter. Aquí encontramos que lo que los hombres científicos (INVESTIGA SOBRE NIKOLA TESLA)  aseguran, como hipótesis necesaria, los Iniciados y Ocultistas afirmaban como una observación directa que puede probarse, pues el éter es de hecho tan visible como una silla o una mesa, sólo que se necesita para percibirlo una vista diferente de la física.
Por medio del cuerpo etérico circula la vitalidad a lo largo de los nervios del cuerpo, estos nervios físicos densos tienen su contraparte etérica llamada CONDUCTOS NADIS, y por ellos circula lo que los Orientales llaman PRANA, que vendría a ser como una energía positiva y activa, vitalizando por su acción toda su contraparte más densa, o sea el sistema nervioso del cuerpo humano.
También en el cuerpo etérico encontramos numerosos CENTROS o CHAKRAS, que son como núcleos de fuerza, que una vez actualizados mediante métodos Ocultistas, y desarrollando altamente la espiritual, nos dan las cualidades o PODERES SUPERIORES para que en estas condiciones podamos obrar como verdaderos Hijos de Dios, con toda sus Potencias Actualizadas.
La contraparte física de estos CENTROS o CHAKRAS son las glándulas físicas del sistema endocrino.  Para los CLARIVIDENTES que pueden ver el cuerpo etérico, les resulta sencillo diagnosticar las posibles perturbaciones de salud que pueda tener, o pudiera tener, el observado, ya que por alguna razón a este cuerpo también se le denomina el cuerpo de SALUD. La mayoría de los casos las enfermedades van descendiendo de cuerpo en cuerpo hasta que al final se manifiesta el físico denso. Por esta razón es tan importante el reconocimiento científico de este dato, pudiendo anticiparse a la enfermedad, reconocida anticipadamente en sus cuerpos superiores. El Gran Médico y Ocultista PARACELSO decía, que las enfermedades habían de ser curadas en los TRES CUERPOS “Mental, Astral (Emociones) y Físico” (TENER EN CUENTA PARA QUE LEAS EN ALGUN MOMENTO EL LIBRO LA ENFERMEDAD COMO CAMINO).
Quedamos entonces hasta un próximo articulo donde nos referiremos sobre los otros dos cuerpos que conforman la PERSONALIDAD, te dejo con esta palabra “SAWABONA” la  es un saludo usado en el  sur de África y quiere decir “YO TE RESPETO, YO TE VALORO Y TU ERES IMPORTANTE PARA MI”.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

EL AVE FÉNIX, EL RENACER ESPIRITUAL

¿QUIÉN ES EL HOMBRE PARA DIOS?

SOMOS SERES DE PURA ENERGIA

LA ENERGIA MASCULINA Y FEMENINA

¿COMO CONOCER MÍ SER INTERIOR?

HACIENDOME CARGO DE MI MISMO

VIVIR DESDE EL CORAZON "ETERNO PRESENTE"

EL MUNDO, UNA IMAGEN DE DIOS

AUTOESTIMA, LA ACEPTACION HACE LA DIFERENCIA